El descontento y la bronca por la situación económica y social se expresara a través del paro

El Paro va a ser una expresión ciudadana que el gobierno no puede obviar, si lo hace será el comienzo de su decadencia.

Por Javier Contreras

El ajuste feroz que aplica el presidente Milei desde que comenzó su gobierno, cayo de lleno sobre las espaldas del ciudadano común, ese que trabaja las 24hs, pero igual no llega a fin de mes. Mientras el presidente afirma que si en enero la inflación vuelve a ser del % 25 hay que “FESTEJAR”, parece la expresión de una persona que vive otra realidad, que no entiende o no tiene
empatía con la situación terrible que viven millones de argentinos. Hoy el sueldo se termina la primera o segunda semana, los alquileres aumentaron un %200, los alimentos aumentan todos los días, en este contexto de incertidumbre económica vive su cotidianidad una gran mayoría de
argentinos de bien.

El Paro va a ser el mecanismo a través del cual se expresaran millones de argentinos, se equivocan desde el gobierno si creen que es el sindicalismo el que convoca para debilitarlos, son las medidas económica de un gobierno las que deslegitiman cuando mienten y aplican recetas económicas repetidas donde todo el peso del esfuerzo lo tienen que hacer los más débiles, como son los que laburan. Ninguna de las medidas económicas del plan Caputo habla de recuperar LOS SALARIOS, solo permiten aumentos de las grandes empresas, o sea los únicos que NO PIERDEN son las grandes empresas que pueden aumentar el precio de los servicios de TODOS LOS ARGENTINOS sin ningún control del estado, son los únicos privilegiados que no pierden con la inflación.

Tenemos un presidente que no le importa para nada la situación difícil que vive el ciudadano común, queda demostrado que son mas importante los grupos económicos, ese grupito pequeño
de empresarios que seguramente ni van a votar, porque son el poder real. El voto ciudadano ya no tiene importancia, el político de turno una vez que consigue llegar al poder gobierna de espalda a su pueblo, toma medidas que lo perjudica mas, y lo único que dicen es la vieja escusa de “LA HERENCIA”, esa mentira que les permite gobernar un tiempo, hasta que la sociedad se da cuenta que es un estafa, pero ese tiempo ganado, es un tiempo que destruyen familias completas, ahorros de años, pimes que quiebran, pequeños negocios de barrios que cierran.

Scroll al inicio